La Economía de los Consumidores

Sábado, 17 de Agosto de 2019

ADICAE recrimina a Banco Popular los abusos que sigue cometiendo a los consumidores en su Junta de Accionistas

La asociación, en representación de los pequeños accionistas de la entidad, acudió a la Junta de Accionistas de Banco Popular para defender sus derechos y denunciar la falta de diálogo del banco para solucionar los problemas de los consumidores de manera extrajudicial.

15-04-2015

Ampliar imagen

ADICAE, acompañado de un grupo de pequeños accionistas del Banco Popular, acudió el lunes 13 de abril a la Junta de Accionistas de Banco Popular, en la que destacaron al Consejo la necesidad de corregir prácticas que minan la imagen y las perspectivas del banco por constituir abusos sobre los consumidores, además de preguntar por el aumento del as remuneraciones del Presidente (14.3%) y del Consejero Delegado (22.5%), que se produce cuando el Popular es el banco peor recomendado de la bolsa española (sólo por detrás de Bankinter) y el segundo por la cola en los test de estrés del BCE. 

La asociación votó en contra de las cuentas, resultado y gestión social por entender que siguen aplicando condiciones gravemente perjudiciales para los usuarios, como son las abusivas cláusulas suelo en sus hipotecas, que la entidad continúa aplicando pese a haber recibido múltiples sentencias en contra. Ello por no hablar de las muchas familias que han sido objeto de la colocación engañosa de los llamados clips o swaps, derivados financieros complejos y de riesgo aparejados a las hipotecas, a los que comercializaron de manera indebida participaciones preferentes.

A continuación, se transcribe la intervención completa de ADICAE:

"Buenos días, asisto a esta Junta de accionistas en nombre de ADICAE y en representación de cientos de accionistas del Banco Popular que han delegado su voto en la asociación y miles de bonistas que fueron engañados en su día y convertidos en accionistas de la entidad por el canje de sus participaciones preferentes. Además, ADICAE participa activamente en esta Junta con la legitimación que le confiere su pertenencia al Comité Consultivo de la CNMV, a Euroshareholders, a la EBA y a la ESMA, en representación de los pequeños accionistas españoles y de toda Europa respectivamente.

Votamos en contra del punto primero del orden del día, relativo a la aprobación de las cuentas, la aplicación del resultado y la gestión social.

No podemos aprobar las cuentas de una entidad que sigue aplicando en sus hipotecas condiciones que perjudican y comprometen la situación económica de los consumidores, como son las cláusulas suelo. El Banco Popular ha ofrecido y ofrece unos productos de financiación plagados de trampas y abusos para sus clientes. Esta entidad es de hecho una de las pocas que hay en España que se niega a eliminar esta abusiva cláusula o a plantearse siquiera rebajas como hacen otras, pese a los múltiples pronunciamientos judiciales a favor de los consumidores, donde incluso la Audiencia Provincial de Cantabria les condena recientemente a la retroactividad de lo pagado de más, o como en Gijón, donde les han tenido que embargar la cuenta por negarse a cumplir con los efectos de una sentencia desfavorable. Tristemente, con ustedes es imposible negociar una solución extrajudicial que sería lo deseable para todos, sobre todo para los perjudicados. Eso dice muy poco de su política social y de gobierno corporativo y les da una imagen de entidad irresponsable con sus clientes y accionistas.

Por otro lado, no podemos dejar de hablar en nombre de las muchas familias que han sido objeto de la colocación engañosa de los llamados clips o swaps, derivados financieros complejos y de riesgo aparejados a la hipoteca, que han servido para sanear los balances de su entidad, situando a miles de familias en España al borde de la ejecución hipotecaria.

Además, en muchas ocasiones se da la circunstancia añadida y deplorable de que en la misma persona o familia se concentran ambos abusos, que se supone por cierto que persiguen objetivos similares: las cláusulas suelo y los contratos de cobertura de tipos de interés, con lo que esto conlleva y que seguro que ustedes conocen bien. ¿Qué buscaban imponiendo las dos condiciones a una sola persona o familia?

En este sentido, les recuerdo que seguimos con los procesos judiciales consecuencia de los hechos anteriores, donde destaca la macrodemanda de ADICAE por las cláusulas suelo, que confiamos en que esta misma semana en la vista de medidas cautelares deje sin efecto estas abusivas condiciones y poco después las elimine definitivamente. Lamentablemente para ustedes, una hipotética condena de este tipo, donde cabe incluso la retroactividad de lo pagado de más, conllevaría una importante bajada de ingresos (junto con Banco Sabadell serían la entidad que más lo notaría en sus cuentas y seguramente ese incremento del beneficio del 31.4% de este año no sería tal sin sus “suelos”), pero estamos hablando de dinero que han cobrado de manera irregular durante muchos años y que por tanto a nuestro juicio no les corresponde. 

En cualquier caso, nos alegramos de que tengan unas cuentas saneadas pero conviene señalar también algunos aspectos preocupantes para los accionistas de esta entidad. Ahora mismo, el Popular es el banco peor recomendado de la bolsa española (sólo por detrás de Bankinter) con una tendencia bajista de largo plazo curiosamente desde la Junta de Accionistas del pasado año, y de hecho, si no fuera por el contrasplit realizado, estaría ahora mismo cotizando por debajo del euro. Ocupa también el segundo puesto por la cola en los test de estrés del BCE, con un ratio de capital principal muy inferior a la media europea y española, además del menor ratio precio/valor tangible en libros de toda la banca española.

Por último, en este apartado, por su evidente impacto en las cuentas y resultados, nos alegramos de que vayan a destinar los 8.700 millones de euros de las subastas de liquidez del BCE para financiación de empresas y familias, pero les instamos a que lo hagan de manera responsable y sin incurrir en malas prácticas o intereses excesivos. No tendría razón de ser, cuando están rebajando los depósitos –principal producto de ahorro de muchas familias por ser el más seguro- del escaso 1% de rentabilidad a un exiguo 0.45%. También les exigimos que informen adecuadamente de las características de las tarjetas revolving ahora que se han hecho con Citibank España y se sitúan como una de las principales entidades españolas en medios de pago.

Respecto al segundo punto del orden del día sobre la reelección de Unión Europea de Inversiones, S.A., como consejero, no nos pronunciamos.

Pero no damos crédito ante el hecho de que no se someta a votación en esta Junta, como sucede en absolutamente todas las entidades cotizadas, el nombramiento o reelección de los miembros del Consejo de Administración en su conjunto. ¿Es que temen encontrarse acaso con una negativa masiva por parte de los accionistas que censure su gestión? 

En este sentido, si se nos hubiera dado voz aquí, efectivamente rechazaríamos la reelección de D. Roberto Higuera y de D. Ángel Ron, personas que han tenido y tienen gran poder dentro de la entidad y que la llevaron en su día a una situación crítica cercana a la quiebra y que hoy en día se sitúa entre las peores acciones del Ibex 35, además de los muchos frentes abiertos sin resolver a los que nos hemos referido antes. Por no hablar de D. José María Arias Mosquera, ex directivo del Banco Pastor estuvo en su día imputado por un delito de falsedad documental de las cuentas de la sociedad de los años 2008, 2009 y 2010.

Respecto a la modificación de los estatutos sociales, para adaptarlos a la Ley 31/2014 de Sociedades de Capital para la mejora del gobierno corporativo, nos pronunciamos claramente a favor, si bien consideramos que ya había casuística suficiente antes de la aprobación de la citada Ley como para haber introducido ya medidas que mejoraran la participación de los pequeños accionistas y el impulso de la democratización de las Juntas.

Respecto a la reelección de los auditores de cuentas, Price Waterhouse Coopers, no nos pronunciamos.

Respecto a las 4 ampliaciones de capital con cargo a reservas, no nos pronunciamos.

Pero nos sorprende que ahora realice 4 ampliaciones de capital cuando en enero manifestaba tajantemente que no lo haría. Esperamos que no responda en exclusiva a la presión de los fondos internacionales que al fin y al cabo son los que vienen apremiando a la entidad con posiciones a corto en su capital y que seguramente han provocado la importante caída de la acción. ¿O quizá no las ha hecho antes por temor a que entraran nuevos inversores que solicitaran cambios en el Consejo que no fueran de su conveniencia y lo hace ahora sin dejar margen de maniobra?

Los accionistas quieren decisión y responsabilidad en sus acciones y llevarlas a cabo teniendo en cuenta las necesidades reales de capital y sobre todo buscando su propio beneficio y el de la entidad, no el de los especuladores.

Respecto a la delegación de facultades a favor del Consejo de Administración para retribuir al accionista de forma alternativa a las señaladas en el punto 7, nos pronunciamos a favor.

Aunque advertimos de que permaneceremos vigilantes para evitar que se prime al accionista a decantarse por la opción de recibir su remuneración en forma de acciones (con la consiguiente dilución que supone la ampliación de capital correspondiente para el pago en especie), en lugar de íntegramente en efectivo. 

Votamos en contra del punto del orden del día, que somete a votación la política de remuneraciones y el informe anual de los consejeros.

Una vez más, el poder ejecutivo de la entidad permanece muy lejano de los principios de moderación que se nombran en el documento de política de remuneraciones, con unos sueldos escandalosamente elevados y que además este año se incrementan en la persona del Presidente en un 14.3% y en la del Consejero Delegado en un 22.5%. Además, se decide romper con la tendencia de mantener a los consejeros no ejecutivos sin remuneración alguna y se propone nada menos que pasar directamente a 120.000 euros al año. Nos gustaría saber a qué se debe el cambio y qué van a hacer ahora los consejeros no ejecutivos que merezca un premio semejante que antes no recibían. Nuestro consejo aquí sería que si se deciden a remunerar a los no ejecutivos, que lo hagan repartiendo de manera más equitativa los salarios del Consejo de Administración en su conjunto, que eso sí que lo marcan las normas de buen gobierno corporativo y la propia Ley 10/2014."

FORO PARA COMENTAR LA NOTICIA. SI DESEA REALIZAR UNA CONSULTA SOBRE SU CASO O RECIBIR INFORMACIÓN, ENVÍE SU CONSULTA ON-LINE

Tu opinión nos interesa




Deseo mostrar mis datos

Acepto la cláusula de Privacidad

Normas de uso:
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
  • Una vez aceptado el comentario, se enviará un correo electrónico confirmando su publicación.
  • Reservado el derecho a publicar estos comentarios en su edición digital. Igualmente queda reservado el derecho a extractarlo.
  • Todos los mensajes publicados en estas secciones expresan las opiniones de sus autores y no la de los moderadores o la Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros, por lo cual no se les considerará responsables de los mismos.
Adecuación a la Ley 34/2002, de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico (LSSICE)
ADICAE. c/Gavín, 12 local, 50001 ZARAGOZA (España), email: aicar.adicae@adicae.net, N.I.F. G50464932. Inscrita con el Nº 5 en el registro de Asociaciones de Consumidores del Instituto Nacional de Consumo de España.

Lo más visto
  • Visto
  • Comentado
  • Reciente